jueves, 24 de noviembre de 2011

“Cálido origen de los truenos”: Análisis de la obra teatral

 

INTRODUCCIÓN

Lo que sigue es el contenido de una exposición realizada en el marco de las XIV Jornadas de Ciencia y Tecnología (Universidad Nacional de Formosa), llevadas a cabo durante la tercera semana de noviembre de 2011, en el campus universitario.
Se trata del análisis de la obra teatral “Cálido origen de los truenos” escrita y dirigida por Aldo Cristanchi, y llevada a escena por el Grupo LITEA de la localidad de Pirané.
Esta obra pertenece a un corpus de 50 textos seleccionados por el Grupo de Estudios de Teatro de Formosa y a partir de su abordaje se podrán establecer algunas características –provisorias- de la dinámica teatral formoseña en el período 1999-2009.

Para reconstruir lo que significó artísticamente la obra teatral “Cálido origen de los truenos” de Aldo Cristanchi, se utilizará:
- El modelo de análisis de textos dramáticos y de textos espectaculares, propuesto por Osvaldo Pellettieri (1997).
- Documentos de representación (programas, gacetillas).
- Entrevistas y testimonios.
- Fotos de las puestas en escena.

 

ANÁLISIS Y RESULTADOS

Para dar cuenta de los resultados de los análisis se partirá del texto dramático.
“Cálido origen de los truenos” está basada en un cuento homónimo de Rubén Alonso Ortiz (escritor paraguayo, que vivió en Formosa y reside en Córdoba). Más abajo se explicará en qué repercute esta transposición. La trama está ambientada en la década de los ’40; relata la historia de una familia formoseña que ha perdido en un dudoso accidente a su único hijo varón, llamado Vicente. En el momento de la preparación de la ceremonia religiosa del tercer aniversario, cada integrante de la familia , un amigo de Vicente y una amante (quien era compartida con el padre), dan su versión sobre los hechos de la muerte y del vínculo con Vicente , quien los marcó para siempre.
Como se observará, el texto dramático conserva los procedimientos discursivos del texto narrativo; esto quiere decir que se parte de un tiempo base, el tercer aniversario del fallecimiento de Vicente, y se recurre a una retrospección o analepsis completa para arribar al momento del punto de inicio. Esto redunda en un beneficio: los monólogos mantienen una impronta literaria pero, por el contrario, en ciertos momentos frenan la acción dramática. Gabriel Fernández Chapo (2010:22) dice en cuanto a estas transposiciones: “es claro que la narración en pasado genera mayores efectos literarios, mientras que el relato en presente suele adquirir más énfasis teatral”.

Es así que el conflicto, presentado como un rompecabezas acorde a las distintas versiones, se dilucida solamente en el final. La madre es quien acciona para que su hijo Vicente permanezca en ella y en la familia a través de los recuerdos y de sus cenizas. Ella en su último parlamento explica: “Yo pedí especialmente que su rostro desfigurado por las ruedas, fuese cremado, para poder conservar eternamente sus cenizas… para poder retener lo que un día fue mío adentro de mi vientre” (2006:51).

Actúa como ayudante el sentimiento de culpa de los personajes. La madre culpa al padre; el padre culpa a Vicente de su vida sin control; la hermana culpa al hedonismo de Vicente y su comportamiento violento disfrazado de seducción. Alberto Vélez, el amigo, culpa a la personalidad tierna y a la vez siniestra de Vicente. Esta culpa tiene resguardo en la aparente religiosidad familiar, simbolizada con la corona de espinas, y la pequeña cruz de cristo, y en la acción de autoflagelación que se infringe la hermana en un momento de la puesta.

Funciona esencialmente como destinataria, la madre, quien representa a una mujer posesiva y condescendiente con su hijo, ya que conoce las debilidades y puntos oscuros de Vicente pero no lo ve como responsable de ellos e ignora la relación incestuosa con la hermana. El destinador de las acciones de la madre, es continuar con la posesión del hijo a pesar de su ausencia. No tiene oponentes, por lo que se puede pensar que cada aniversario del fallecimiento funciona como hito de esa posesión y configura un círculo de eterno retorno.

La puesta en escena de la obra fue llevada a cabo por el Grupo LITEA de la localidad de Pirané. Según los registros del GETEF, tuvo su estreno en junio de 2003 y luego algunas reposiciones en el año 2005. Cristanchi reconoce que “mezquina” su texto, y es en lo que hace hincapié cuando ensayan una obra, esto explica que la puesta sea tradicional, es decir, que la práctica de la virtualidad escénica coincida sin grandes modificaciones con el texto dramático. Respecto de la performance, el director afirma mantener una relación más dialéctica con los actores. Cabe aclarar que él acompañó los inicios y crecimiento de este grupo, principalmente de las hermanas Maby, Rossana y Graciela Galeano; conocía sus posibilidades escénicas, no así las de los actores masculinos, quienes eran de la ciudad de El Colorado y de Formosa.
En esta obra, el tratamiento del cuerpo merece un apartado especial. El cuerpo de los actores aparece siempre con una impronta erótica y es el objeto que guía el deseo, casi siempre correspondido. El padre desea a Perla García; Perla desea a Vicente; Alberto desea a Amanda; Vicente desea a Amanda, a Perla y a Alberto; la madre desea Vicente, a quien le da un beso en los labios desdoblada como Perla García. Este carácter carnal y sensual del cuerpo se manifiesta a través de la desnudez parcial de los actores, el silencio de las miradas, las actitudes provocadoras, el juego de sombras de la iluminación y en la música que acompaña escenas de baile con movimientos sugestivos. Estos recursos teatrales así combinados, eran poco habituales hasta el momento en la escena local y ponen de manifiesto la búsqueda de una estética particular, tanto del director como del grupo de actores.

La recepción de la obra tuvo diversos comentarios: desde espectadores y jurados que criticaron la promiscuidad de los vínculos de los personajes, el vestuario limitado de los actores y la lectura como antropofagia, cuando la madre da de comer las cenizas de su hijo; hasta las felicitaciones del cura local de la ciudad de Pirané, por poner en escena sucesos que ocurren en la realidad. Se aclara que en la gacetilla de prensa se informaba que “la obra no es conveniente para menores de 14 años”.

 

Conclusiones provisorias

A partir de este breve análisis y comparación de obras del mismo período (de este grupo y otros locales) se puede concluir, en forma provisoria que:
- La dramaturgia local inicia una tendencia a la transposición de textos narrativos a textos dramáticos.
- La búsqueda de temas cada vez más jugados, a fin de lograr el efecto sorpresa en los espectadores y jurados de los festivales.
- La incursión en estéticas en las que el cuerpo y las imágenes son las protagonistas, y no la fábula de la obra.
- La obra “Cálido origen de los truenos” revela cierta etapa de madurez del grupo coincidente con una mayor producción y crecimiento actoral que posteriormente no se sostiene ni logra continuidad.

 

BIBLIOGRAFÍA

CRISTANCHI, Aldo, 2006. Teatro. Tomo II. Textos para café concert. Cálido origen de los truenos. Sobre los riscos ardientes. Formosa: Ideas Gráficas.
Entrevista a Aldo Cristanchi el día 28 de septiembre de 2011 en Salta 39 (Formosa), a cargo de Marcela López
FERNANDEZ CHAPO, Gabriel, 2010. “Literatura/Teatro: la deslimitacion de las fronteras genéricas en el campo teatral argentino”. En “Cuadernos de Picadero”. Año V. Nº 19/Abril 2010.
PELLETTIERI, Osvaldo, 1997. Una historia interrumpida. Teatro argentino moderno (1949-1976). Buenos Aires: Galerna.
 
Prof. MARCELA ISABEL LÓPEZ
GETEF - Universidad Nacional de Formosa
Texto leído en el marco de las XIV Jornadas de Ciencia y Tecnología
22/11/2011 
 
*   *   *

5 comentarios:

  1. Me parece que la persona que realizo este trabajo de investigacion, no conoce en lo mas minimo la informacion correcta del espectáculo, como asi tambien la vida teatral o trayectoria del grupo y actores. Veo tambien que tampoco se a recabado información fidedigna. Creo que la seriedad del Grupo LITEA amerita una investigación acorde... La critica teatral no es un rol que pueda ser desempeñado por amateurs... Haber sido parte del elenco me autoriza a publicar estas palabras con las cuales dejo asentada mi disconformidad ante esta pseudo-crítica.... Javier Galeano - Grupo LITEA

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por comentar!
      Y un gusto poder contar con sus aportes. Le explico:
      Los trabajos publicados por este medio provienen de datos provisorios de la investigación, que -a 2011- aún estaba en su primera mitad. No son trabajos totalizadores ni encaran esa pretensión.
      Por otro lado, ésta no se trata de una crítica teatral (no es prioridad de esta investigación realizar ejercicio de crítica de espectáculos, lo cual tampoco descarta que nuestros miembros se aboquen a realizarlas), sino de un análisis realizado según los modelos teóricos mencionados en la Bibliografía de la ponencia. Si observa en las etiquetas de la nota, ahí se detalla su carácter y demás.
      Por otro lado, no discutimos la seriedad de LITEA porque conocemos su historia y su relevancia tanto en Pirané como en la región. En los trabajos -inéditos- realizados desde 2005 se reconoce su labor, y en el que está en preparación se profundizan sus actividades, su crecimiento, sun inserción en el contexto, etc.
      Que éste se trate de un trabajo de divulgación no implica que lo haya realizado un amateur. Su autora lleva casi diez años investigando la actividad teatral, y conoce a varios integrantes del elenco.

      Finalmente, nuestra labor se enriquece con todos los aportes que podamos recibir de los interesados (sean colaboradores teatrales, gestores, teatristas, espectadores), y nos interesaría poder contar con sus testimonios. Si ud está de acuerdo, le enviaremos un mail con una serie de ítems para ser respondidos, a modo de entrevista. Sólo respóndanos a la dirección getef.unaf[arroba]gmail.com.

      Saludos y gracias por su apreciación.

      Eliminar
    2. Estimado Javier:
      En primer lugar agradezco su devolución. Sobre aquellos aspectos con los que está en desacuerdo, me gustaría saber cuáles son. En el trabajo, lo único que se podría considerar controversial, son los dichos del director y mis conclusiones; de lo que dijo el director no me hago cargo, de lo otro, sí, y sigo afirmándolo (hasta nuevos datos). Anteriormente le respondieron que se trata de una investigación basada en datos comprobados, y es así.
      Por ese motivo, necesitaría que especifique la información a la que se refiere como no fidedigna.
      Respecto del la vida teatral y trayectoria del grupo, creo que hago referencia a eso en la conclusión; la misma se obtiene tomando como elemento de análisis el texto y sólo una puesta en escena, de las tantas que hubo.
      Por otra parte y para cerrar, me gustaría continuar el debate minuciosamente, y este medio, al ser de acceso público, creo que es el más pertinente para hacerlo.
      Un saludo.
      -Prof. Marcela I. López

      Eliminar
  2. Totalmente en desacuerdo con esta crítica . Yo vi la obra y me parece una muy mala crítica de alguien que no tiene ni idea sobre lo que está opinando. Hubiera estado bueno, que se tomara más en serio esto, y siquiera se hubieran informado un poco más. La obra bien lo vale. -Pablo Nanni-

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por comentar!
      Le aclararé algunas cosas que no mencioné al teatrista que opinó más arriba, y que concuerdan con la postura que usted tiene: en la labor investigativa no pretendemos volcar opiniones, sino conclusiones obtenidas a partir de observaciones de datos concretos. La falta de información, en el caso que nos toca, depende del estado en que se encontraba la información en el momento de publicación del avance. Este texto de ningún modo pretende ser una mirada definitiva sobre la obra (como no debe pretenderlo ninguna opinión o crítica, sea cual fuere).
      La obra se encuentra analizada aquí porque fue seleccionada entre 55 que fueron reconocidas como de mayor relevancia para el teatro local en los últimos catorce años. Seleccionarla significó revisar sus valores mínimos y sus aportes a la escena local. En este equipo no hacemos biografías de obras, porque se trataría de un trabajo descomunal, y no contamos con los recursos, pero eso no quita que cada investigador, por su cuenta, decida profundizar en el estudio de los espectáculos que le correspondían abordar.

      Finalmente, le repito lo dicho en el otro comentario: nuestra labor se enriquece con todos los aportes que podamos recibir de los interesados (sean colaboradores teatrales, gestores, teatristas, espectadores), y nos interesaría poder contar con sus testimonios. Si ud está de acuerdo, le enviaremos un mail con una serie de ítems para ser respondidos, a modo de entrevista. Sólo respóndanos a la dirección getef.unaf[arroba]gmail.com.

      Saludos y gracias por su apreciación.

      Eliminar